ENVÍO GRATUITO EN ALEMANIA Y AUSTRIA A PARTIR DE 49€, TODOS LOS DEMÁS PAÍSES A PARTIR DE 79€. ENVÍO GRATUITO EN ALEMANIA Y AUSTRIA A PARTIR DE 49€, TODOS LOS DEMÁS PAÍSES A PARTIR DE 79€.

Blog hazeva

Cuidados del cabello y cómo ayudar a que crezca más rápido.

Cuidados del cabello y cómo ayudar a que crezca más rápido.

En este artículo: 

01 / Elección del estilo de vida

02 / Lavado excesivo

03 / Frío para tu cabello

04 / La forma correcta de peinarse

05 / ¡Haz el corte de pelo!

Hoy en día, para sentirnos y vernos bien, es sumamente importante mantener la vitalidad de nuestro cabello así como llevar un peinado cómodo y estilizado. Cada uno de nosotros ha desarrollado unos hábitos personales que seguimos en lo que se refiere al cuidado del cabello. Sin embargo, el gran problema ocurre cuando en nuestro esfuerzo por tener un look "perfecto", desgastamos nuestro cabello, que luego puede tardar años en recuperarse por completo. Hay una serie de factores que afectan a la salud de tu cabello, desde tu estilo de vida hasta cómo lo peinas y si utilizas los productos adecuados. Veamos con más detalle las principales consideraciones sobre el cuidado del cabello.

01 / Estilo de vida.

Un estilo de vida saludable no es sólo una preocupación especial cuando se trata de su cabello. Dependiendo de tus hábitos, también puedes notar problemas en la piel, los huesos, las uñas o la funcionalidad general de tu cuerpo. Es de suma importancia que suministres a tu cuerpo todas las vitaminas que necesita y que empieces a tomarlas sobre todo a través de los alimentos. Intenta evitar los alimentos que contienen demasiados azúcares, conservantes y sal y sustitúyelos por frutas y verduras frescas.

Los alimentos más adecuados para estimular el crecimiento del cabello y mantener su fuerza y vitalidad son los huevos, las zanahorias, las espinacas, las bayas, los tomates y los pimientos, y en cuanto a la carne, son preferibles las ricas en proteínas, como el pollo y el pavo. Es conveniente tomar más vitamina C en forma de cítricos -naranjas, pomelos y limones, por ejemplo- y, sobre todo, beber no menos de un litro y medio de agua al día.

02 / No te laves el pelo en exceso.

Es un error pensar que lavarse el pelo con regularidad lo mantiene sano y lleno de vida. En realidad, el lavado excesivo impide que la grasa natural presentes en el cuero cabelludo hidrate el cabello y se produzca el efecto contrario: en la mayoría de los casos, el pelo se vuelve seco y encrespado. La mejor opción es lavar el cabello no más de 2 veces por semana, utilizando los productos adecuados para ti. Para ello, conviene determinar primero tu tipo de cabello: si es graso, seco o normal, e incluso puedes pensar más en si tu pelo es liso, quebradizo o rizado. Lo importante es encontrar el champú que mejor te funcione, y también utilizar un acondicionador que facilita el peinado y evita el enredo excesivo del cabello. Si tienes el pelo teñido, es una buena idea utilizar un producto para el cabello tratado sin oxidantes que mantendrá tu color más vivo y rico.

03 / Frío para tu cabello.

La mayoría de nosotros somos fans de los baños y las duchas calientes, pero eso no significa que sean buenos para nuestro cabello. El calor excesivo, no sólo de las planchas y los secadores, sino también del agua en la que nos bañamos, puede provocar la rotura y la deformación de la estructura del cabello. Por supuesto, esto no significa que el lavado con agua caliente sea perjudicial al 100%: ayuda a eliminar por completo la suciedad del cabello y la grasa, y "abrirá" el tallo del pelo para aplicar el acondicionador, que nutrirá el cabello en profundidad. La mejor solución es lavarse el pelo con agua tibia cuando se aplica el champú y con agua bastante fría después de usar el acondicionador - esto retendrá la humedad del acondicionador, cerrando la cutícula (capa externa) del tallo del pelo y dejando el pelo con un aspecto más vibrante y nutrido.

04 / La forma correcta de peinarse es VITAL.

Hay varias formas de peinar que tienen un impacto muy negativo en la salud de tu cabello. La primera de ellas es peinar en la dirección de la raíz a las puntas del cabello - de esta manera predispones a que tu cabello se parta aún más en las puntas. En lugar de ello, intenta empezar por las puntas e ir avanzando poco a poco hacia las raíces. Es importante peinar con suavidad y a fondo, sin tirones innecesarios que dañen aún más el cabello.

 Otro error es intentar peinarse cuando el pelo está todavía húmedo - aunque en la práctica es considerablemente más fácil peinarse cuando está húmedo, este hábito causa más daño a tu pelo de lo que imaginas. Cuando el pelo está húmedo, se satura de agua y se estira, lo que hace que el cabello sea mucho más propenso a romperse y enredarse y sea más vulnerable a los daños. La mejor opción es peinar tu cabello antes de lavarlo, o si insistes en peinarlo mientras está mojado, hacerlo con los dedos y con la ayuda de acondicionador o cristales para facilitar el proceso.

 En general, es conveniente no peinar en exceso porque, en lugar de mantener el cabello en buen estado, puede tener el efecto contrario y, como consecuencia de un exceso de tirones y de electrización, el cabello puede encresparse y perder su brillo natural. Por supuesto, la limpieza periódica de los cepillos y peines que utilices es imprescindible, ya que, de lo contrario, las células y las bacterias encontrarán refugio en tu cabello, dañando su salud por completo. 

05 / Córtate el pelo más a menudo.

Si eliminas las puntas abiertas con regularidad, evitarás que tu pelo se rompa demasiado y se volverá más fuerte y resistente, además de crecer más rápido. Es una buena idea cortarse el pelo cada 5 u 8 semanas, dependiendo de lo rápido que crezca el cabello. Mucha gente toma vitaminas adicionales para estimular el crecimiento, pero no te olvides de todas las demás cosas mencionadas anteriormente.

Tampoco debemos pasar por alto el hecho de que el crecimiento y el rendimiento del cabello varían de una persona a otra, y mientras que a algunas personas les crece el pelo 1-2 pulgadas al mes, a otras les puede crecer la misma longitud durante un periodo de dos meses o más. Es importante tener la paciencia y la fuerza de voluntad necesarias para cambiar tu aspecto, y lo que es más importante, ¡tu propia salud!

 

¿Te ha gustado el artículo? Entra en la sección de comentarios y dinos lo que piensas.

Sígenos en Instagram y Facebook y suscríbete a nuestro boletín de noticias para estar al tanto de nuestras últimas novedades y ofertas exclusivas.

 

Equipo hazeva. 

 

Dejar un comentario

Español